Viernes de Soundtrack: Déjà Vu

Un error en la Matrix

Un error en la Matrix

La oscuridad llega a su fin, el profeta ha vuelto de su retiro para volvernos a enseñar el camino. Lectores desolados alrededor del mundo vuelven a esbozar una olvidada sonrisa; los rumores eran ciertos, el viernes vuelve a tener sentido, ¡EL HIJO PRODIGO HA REGRESADO!. Johnny ha vuelto al Viernes de Soundtrack!. Los Chambons no tienen nada que perder salvo sus cadenas. Chambons del mundo uníos!.

Introducción épica e insultante para mi discípulo Frederick, pero muy merecida. Luego de meses de vaguear por el mundo en busca de un poder superior y aire acondicionado (para darme cuenta que son lo mismo) he decidido volver a mis andadas músicokinétologas (?) y traerles un VDS más que polémico. En el pasado hemos sido muy benevolentes (bueno, salvó por este post) con los compositores, y ocasionalmente los hemos ensalzado en el firmamento cinematográfico. Hoy vamos (en plural, porque Johnny somos todos) a exponer a todos aquellos artistas que se han repetido alegando la vieja y cobarde excusa de “es mi estilo”. El sistema para exhibir estos dèjá vu es el siguiente: primero ponemos el mejor trabajo del compositor X, luego el trabajo que funciona de matriz para sus autocopias (autochoreos) y luego, claro, las copias (propias y de terceros). Se entendió?, yo se que sí. Ahí vamos!.

Hans Zimmer

Mejor Trabajo: “El Rey León” (The Lion King, Allers/Minkoff,1994)

África siempre fue un fetiche de occidente, no hay nada que mejor exterminar y esclavizar un continente entero para luego sentirnos humanitarios cuando le rendimos “tributo” a “su cultura” a través de multinacionales. Peeero, no podemos negar que Hans Zimmer (o Juancito Habitación en español) le ha a dado una atmósfera adecuada y muy emotiva a esta joya de nuestra infancia. Ahhh, los noventas…

Matriz: “Batman: El Caballero de la Noche” (The Dark Knight, C.Nolan, 2008)

La secuela de “Begins” no ha tardado en convertirse en un nuevo clásico de la “cultura pop”, ya lo dije antes, no hay fiesta de disfraces sin que te encuentres a un Joker (al que le quieras pegar). Debido a su tremendo éxito comercial, la fórmula nolanistica (grandilocuencia, oscuridad,etc) se fue replicando en todos los blockbusters que siguieron después. Gracias a “El Caballero…”, Zimmer se convirtió, en términos de fama, en una especie de John Williams de los 2000s. Este es un trabajo bisagra en su carrera y el que empieza a plantear su patente: cuerdas ostinato de 8 semicorcheas, un timbal para resaltar la tensión, un cluster, ascenso melódico y una resolución con la sensible tonal. Se los traduzco: PAPAPAPAPAPAPAPAPAPA PAAAAAAAAARAAAAAAA

Dèjá Vu: “Inception” – “El Hombre de Acero”  – “Piratas del Caribe 4”

Ahora sí, bienvenidos al mundo de la bocina de barco, el no tan viejo y no tan querido BWAAAAAAAAWM. Ese que se escuchaba cada 5 segundos en “Inception” y que TODOS los trailers tienen que tener hoy en día. Para ser justo, ésto tiene un origen noble, el sónido pseudo cluster estaba escrito en el guión y si escuchan bien es una deformación de “Je ne regrette rien” de Edith Piath, que si recuerdan es fundamental en el film para saber si estamos en un sueño. En fin, el problema es que se reprodujo como un plaga y llegó a niveles ridículos en “El Hombre de Acero” (¡queremos a Williams!) o hasta en la peor de los piratas de Johnny Depp. En entrevistas, Zimmer manifestó su descontento al notar que su BWAAAM estaba en todos lados, pero aparentemente es un gran caso de “haz lo que yo digo no lo que yo hago”

Copias Certificadas/Salieris de Zimmer: “Linterna Verde” de James Newton Howard – “Capitan Phillips” de Henry Jackman y “Transfomers: Dark Side of the Moon” de Steve Jablonsky

Para colmo, Juancito dejó algunos zimmeritos por ahí, discípulos (Steve Jablonsky) y colaboradores (James Newton Howard) que no tuvieron mejor idea que imitar el cansador “nuevo” estilo del compositor alemán. En el caso de Jackman, tenemos una polémica de plagio, ya que algunos aducen que la música del muy buen film de Greengrass es una copia directa de “Inception”. Juzguen por ustedes mismos.

James Horner

Mejor Trabajo: “The Rocketeer” (Joe Johnston,1991)

James Cachondo es un tipo con mucha trayectoria, en su haber tiene films como “Aliens” o “Star Trek III: La búsqueda de Spock”. Pero no fue hasta la década de los noventa que su nombre empezó a tomar relevancia entre el submundo de las OST. Ya hablamos de “The Rocketeer” en una edición anterior, la música de un film que fue revalorizado en los últimos años, y que sin dudas es el comienzo de esa estética “inspiracional/esperanzadora/soñadora” que tendrán muchas películas de esa década.

Matriz: “Corazón Valiente” (Braveheart, Mel Gibson,1995)

Con la nominación al Oscar llega el reconocimiento y la búsqueda por la aclamación de la crítica especializada. La lógica es “si les gustó esto, vamos por el mismo camino”. Escuchen atentamente  la gaita, ahhh, las colinas de Escocia, Mel Gibson. No se dejen engatusar por los pectorales y pelo largo de nuestro antisemita favorito, porque este es el principio del fin.

Dèjá Vu: “Titanic” – “El Hombre Bicentenario” – “Una Mente Brillante”

Bueno, parece que Horner se dio cuenta que lo que garpaba era introducir sus composiciones con un sólo de algún instrumento de viento; así que lo hizo de manera IDENTICA pero con una armónica en “Titanic” (Celine Dion, ni olvido ni perdón), y luego insistió con otras historias “inspiracionales/golpebajistas” como la del matemático esquizofrénico y el Robin Williams de lata. Este mal se extendió por todo el reino de Hollywood, convertiendose en la música que hace llorar a nuestras madres.

Copia Certificada/Salieri de Horner: “Descubriendo Nunca Jamás” de Jan A.P Kanczmarek  – “Diaro de una Pasión” de Aaron Zigman

Ven lo que les digo?, más música golpebajista que hace llorar a nuestras madres. Aunque siendo bueno, la del poláco Kanczmarek (que ganó el Oscar por ésto) no se parece tanto (la esencia está sin embargo).

Danny Elfman

Mejor Trabajo: “Batman” (Tim Burton,1989)

El amigo Elfman tocó el cielo con las manos cuando Burton lo reclutó para darle una apropiado acompañamiento musical al alterego de Bruno Díaz. El film fue un fenómeno en ese momento y significó el renacimiento del “cruzado encapuchado” en la pantalla grande. El estilo épico y sincopado acompaño al murciélago a través de toda la década gracias a la enorme serie animada de Bruce Timm.

Matriz: Beetlejuice (Tim Burton,1988)

El tandem Burton – Elfman encontró una veta muy sustentable con la divertida película sobre la cómica entidad pseudo demoníaca de Michael Keaton. Aquí es donde Danny establece su tipo de orquestación, métrica y ámbito melódico. Lamentablemente, y al igual que la filmografía de su amigo gótico, su estilo se convirtió en una fórmula cansadora y poco inspirada.

Déjà Vu: Todas las películas con Burton (y Selick) + “Hulk” + “Spiderman”

Nos remitimos a las pruebas. Danny se convirtió en un pastiche de si mismo en “Spiderman” y tocó fondo con la zimmeriana “Hulk” de Ang Lee.

Copia Certificada/Salieris de Elfman: ¿Quién puede ser Salieri de Elfman?.

Gustavo Santaolalla 

Mejor Trabajo: “Diarios de Motocicleta” (Walter Salles,2004)

No, no es de antipatria. La verdad es que no soy simpatizante de los trabajos cinematográficos de Santaolalla, en cambio si lo soy de sus experiencias previas en Arco Iris o “De Usuahia a la Quiaca” con León Gieco. “Diarios…” creo yo, es su obra más lograda y que sintetiza muchas de las influencias del músico argentino: folklore, rock, orquestal y un poco de experimentación. La primera degustación de la fama internacional.

Matriz: “Secreto en la Montaña” (Brokeback Mountain,Ang Lee,2005)

“Secreto…” es una de esas películas que su temática excede a la propia creación en términos formales. La correción política de la “Academy” hizo que ganara un Oscar, no se si podría decir lo mismo de su OST. De todos modos, estamos ante un soundtrack que mezcla algunas de las influencias ya mencionadas junto al folk y al country norteamericano. La guitarra empieza a ganar protagonismo al igual que la comodidad del compositor con este instrumento.

Déjà Vu: “Babel” – “Biutiful” – “Agosto”

Se los dije, no hay escapatoria de la guitarra, y más cuando es melancólica. El aburrimiento y la tristeza dejan de ser sólo una marca autoral de Iñarritu para convertirse en la patente de Santaolalla. La maldición de F.Murray Abraham vuelve a hacer de las suyas.

Copia Certificada/Salieri de Charly Santaolalla: Eddie Vedder (?) por “Into The Wild”

Santaolalla estuvo involucrado en el departamento musical de este film, pero bueno Vedder se contagió de la onda “soy un pequeño burgues, me voy a Alaska y me muero por comer una plantita”. Nobleza obliga: Eddie tenía las canciones hechas mucho antes de que se hiciera el film

BONUS TRACK

“Dèjá Vu” de Crosby, Stills, Nash and Young

Porque que se me da la gana.

Eso es todo amigos. Que tengan un gran fin de semana lleno de felicidad repetida.

Johnny Chambon

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s